Viveka en la mente humana

La presencia de viveka en la mente humana lleva a que la Atención se pose de manera espontánea y de forma continua en el presente. Forjar viveka es una tarea fundamental desde la perspectiva del advaita, pues se convierte en el antídoto que permite curar la enfermedad de la ilusión o maya. No es la acción ni la moral el camino que conduce a la libertad, es el recto conocimiento producido por una discriminación clara de la cognición.

A medida que viveka se instaura a través de las prácticas conducentes a ello, la Atención se afianza cada vez más de forma continua al presente, al «aquí y el ahora». Así entonces, el presente no solamente encierra el concepto termodinámico del tiempo, sino la prioridad que requiere la mente para conocer en un momento dado lo que merece ser atendido. La ausencia del impulso volitivo impide la aparición del sentido de control y de propiedad de todo lo conocido y por lo tanto cesa la presencia del «yo». El fluir se convierte en el testimonio de una acción y de un aprendizaje que no ofrece resistencia ni desgasta en forma de estrés.

Tags

top

X